Cartelera

Balada triste de trompeta

Recomendada
Formato:
Título Original: Balada triste de trompeta
País: España - Francia
Año: 2010
Género: Comedia-Terror
Duración: 1h48'
Calificación: +18 años
Dirección: Álex de la Iglesia
Protagonistas: Carlos Areces - Antonio de la Torre
Elenco: Carolina Bang - Manuel Tallafé - Sancho Gracia - Santiago Segura

En la España de Franco, Javier (Carlos Areces) consigue trabajo como el Payaso Triste en un circo donde conoce a un elenco de extraños personajes. Aquí también es donde cruza camino por primera vez con Sergio (Antonio de la Torre), que tras su fachada de payaso estrella del circo esconde a un individuo violento y repudiable. Así comienza esta memorable aventura en la que Javier y Sergio, dos payasos terriblemente desfigurados, empujados por la ira, la desesperación y el deseo, luchan hasta la muerte por el ambiguo amor de la más hermosa y cruel mujer en el circo: Natalia, la trapecista (Carolina Bang).

En los siguientes canales
Enlace(s) relacionado(s)
Comentario de Cartelera.com.uy

En pocas palabras...: Quizás una forma - la mejor que encuentra el director, o la que mejor le sale - de decir que el franquismo era una comedia hilarante y una tragedia sanguinaria al mismo tiempo.

El payaso que llora

A esta altura ya se sabe que Álex de la Iglesia es para el cine español lo que Quentin Tarantino (y tal vez Robert Rodríguez) son para Hollywood: cineastas guarros que no temen exponer toda su cinefilia, y su pasión por el juguete cinematográfico, con todas las tripas al aire. Literalmente. Y si Bastardos sin gloria (2009) era la incursión tarantinesca en un episodio trágico de la Historia (el nazismo y la Segunda Guerra Mundial), Balada triste de trompeta es el opus de De la Iglesia sobre el gran trauma del pueblo español: la guerra civil y el franquismo.

Hay algunas cosas que se le podrán criticar al director de El día de la bestia, La comunidad y 800 balas, pero nunca que no pone toda la carne en el asador. De la Iglesia se despacha aquí con su película más ambiciosa hasta la fecha (incluso más que la fallida Los crímenes de Oxford), que retoma la premisa básica de una de sus primeras películas (Muertos de risa), en la que también había dos artistas populares que, detrás de sus rutinas para hacer reír, escondían una trágica rivalidad fomentada por el amor hacia una misma mujer.

Muertos de risa también servía de excusa para repasar la España de los 70 y 80 desde una mirada tragicómica y nostálgica. Balada triste de trompeta comienza en la guerra civil, cuando el Payaso Alegre del circo es reclutado por las milicias. Su posterior encarcelamiento y muerte marcan para siempre a su único hijo, Javier (Carlos Areces), quien 36 años más tarde, en plena decadencia del régimen de Franco, se convertirá en Payaso Triste, en víctima acosada por Sergio, el nuevo Payaso Alegre, en bestia salvaje, y finalmente en trágico ángel vengador.

Si, De la Iglesia se excede, y es probable que - aún dentro de su propio delirio - Balada triste de trompeta sea una película irregular y desmedida. Pero contiene algunos momentos memorables (Santiago Segura pintado de payaso y vestido de mujer, masacrando a machetazo limpio a todo un pelotón; la "operación" de Sergio comentada por una inefable Terele Pávez; y casi cada aparición del formidable Antonio de la Torre) y es, al igual que Muertos de Risa, una mirada tragicómica a un oscuro capítulo de la historia española. Quizás una forma - la mejor que encuentra el director, o la que mejor le sale - de decir que el franquismo era una comedia hilarante y una tragedia sanguinaria al mismo tiempo.

Como si fuera poco, De la Iglesia (que por esta película fue premiado en el Festival de Venecia por la dirección y el guión) nos regala un momento de la película Sin un adiós, de 1971, en la que un joven Raphael canta - con maquillaje de payaso - la "Balada de la trompeta" que da título al film.


Por Enrique Buchichio para Cartelera.com.uy
Comentarios
FILM/5745